Cómo cambiar la cámara de una bicicleta tras un pinchazo

arreglar pinchazo de bici

Es la mañana de un domingo cualquiera. Vamos de ruta en bicicleta con nuestra familia, disfrutando de una de nuestras aficiones preferidas y del paisaje que rodea al trayecto. Pero de repente, se nos pincha una rueda. ¿Cómo arreglar un pinchazo en una bici? Lo primero será saber si es imprescindible cambiar la cámara de la bicicleta o si es posible optar por otra solución, como la aplicación de un parche.

Reparar un pinchazo en la bici: primeros pasos

Si el pinchazo es demasiado grande, debemos cambiar la cámara de la rueda, pero en el caso de que el pinchazo sea pequeño, es posible repararla en el momento y rápidamente, siempre que se cuente con las herramientas necesarias. En cualquier caso, los primeros pasos a seguir para la reparación son los mismos.

Quitar la rueda afectada

Tanto en la delantera como en la trasera, hay que sacar los cables de sujeción de los frenos. En el caso de que solamente sea la trasera, además deberemos tener mucho tacto para retirar la rueda sin dañar la cadena.

Retirar la cámara del neumático

Tras haber liberado la rueda de su marco, tendremos que quitar la cámara. Para que sea más fácil, deberíamos contar con dos palancas específicas para bicicleta y colocarlas en el extremo opuesto a la válvula y ejercer presión para retirar la cubierta.

Inflar la rueda para detectar la fuga

El siguiente paso será que, con la cámara liberada, inflemos la rueda hasta detectar el escape de aire y saber cuán grave es la avería por el tamaño y la profundidad del pinchazo. Tras descubrir el alcance, podremos aplicar una de las dos opciones que mencionamos a continuación.

¿Cambiar la cámara o arreglar el pinchazo de la bici?

Si el pinchazo es pequeño…

Podemos reparar el pinchazo y no necesitaremos cambiar la cámara de la bici. Eso sí, debemos contar con lijas, parches y, si estos no son autoadhesivos, también necesitaremos disolución de pegamento o pegamento vulcanizante. Una vez dispongamos de estos utensilios, habrá que vaciar la cámara de aire, lijar la zona del pinchazo para ganar adherencia y aplicar la disolución de pegamento, esperando unos dos o tres minutos a que se solidifique y se adhiera perfectamente. A partir de este momento, podremos colocar el parche.

Si el pinchazo es grande…

Si no es posible repararlo con el método anterior, debemos descartar esa opción y, directamente, sustituir la cámara rota por una nueva.

El problema es que no siempre tenemos una cámara de bicicleta de repuesto ni tampoco todas las herramientas necesarias. Por eso, para solucionar este tipo de situaciones, lo mejor es contar con una cobertura de daños de bicicleta que proporcione toda la asistencia necesaria para cualquier eventualidad parecida que nos surja con nuestra bici. ¡Y así podremos salir totalmente tranquilos a la carretera y disfrutar al máximo del trayecto!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *