¿Cómo entender una nómina?

Cuando recibimos nuestro sueldo, nos puede costar entender algunos de los conceptos que aparecen en nuestra nómina. Incluso podemos sorprendernos o pensar que no estamos recibiendo la cantidad correcta.

En Seguros Catalana Occidente te ayudamos a entender qué son las retenciones, cuál es el salario bruto y cuál es la base de cotización, entre otros conceptos presentes en la nómina.

El desglose de una nómina

¿Cómo debe ser una nómina? Puede desarrollarse en distintos estilos y formatos, pero siempre ajustándose al modelo establecido por convenio, por sector o al modelo base que establece el Ministerio de Trabajo:

Cómo entender una nómina

Encabezado

Encabezado

Se divide en los datos de la empresa (nombre de la empresa, domicilio social, CIF y el CCC ( Código Cuenta Cotización de la Empresa) y en los datos del empleado al que corresponde (su nombre y apellidos, DNI, número de afiliación a la seguridad social, categoría profesional o puesto que desempeña, tipo de contrato y fecha de antigüedad en la empresa).

Devengos

Devengos

Los devengos son todas aquellas percepciones que recibimos como empleados. Éstos pueden ser de dos tipos y así queda reflejado en la nómina. Por un lado, los devengos salariales y, por otro, los devengos no salariales.

Los devengos salariales son las retribuciones económicas que percibe el empleado por su trabajo. Los devengos no salariales, en cambio, no son dadas por la actividad laboral. Son, de todo el desglose de una nómina, la única parte que cotiza a la Seguridad Social. Ambos tipos de devengos conforman el salario bruto mensual.

Los devengos salariales se dividen en:

  1. Salario base. Salario mínimo estipulado por convenio para nuestra actividad como empleados.
  2. Complementos salariales. Pueden ser de muchos tipos: por convenios, extra por trabajo nocturno, plus por antigüedad, plus por empleo de alta peligrosidad…
  3. Horas extraordinarias. Las que se desempeñan superando el límite de nuestro horario laboral.
  4. Horas complementarias. Corresponden a contratos a tiempo parcial.
  5. Gratificaciones extraordinarias. Aquí se incluyen las pagas extra, que en España han de ser como mínimo dos. Por eso suele haber 14 pagas al año, aunque también existe la opción de prorratearlas, es decir, en lugar de eso tener 12 pagas al año incluyendo en cada mensualidad la parte proporcional a las otras dos pagas.
  6. Salario en especie. Esto es opcional. Aunque difícilmente cuantificable, son percepciones no monetarias, bienes y servicios que recibe el trabajador como podría ser el uso rutinario y constante de un coche de empresa, alojamiento o los tickets de restaurantes.

    Bien diferenciados en la nómina, en otro bloque aparte, están los devengos no salariales. Estos no cotizan a la Seguridad Social y no permiten deducciones de IRPF.

    Los devengos no salariales son:

  7. Indemnizaciones o suplidos. Las cantidades que un empleado tenga que adelantar por cuestiones laborales. Hoteles en viajes de trabajo, transporte, dietas…
  8. Prestaciones e indemnizaciones Seguridad Social. Suspensión, traslado, incapacidad o despido laboral.
  9. Otras percepciones no salariales.
Deducciones en la nómina

Deducciones en la nómina

En el siguiente apartado hablaremos sobre las deducciones que afectan al salario bruto mensual de un trabajador:

Aportación del trabajador a las cotizaciones de la Seguridad Social
Aportación del trabajador a las cotizaciones de la Seguridad Social: Las contingencias comunes (las que tengan que ver con enfermedades, accidentes laborales o maternidad), el desempleo, la formación profesional y las horas extraordinarias.
Impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF)
Impuesto sobre la renta de las personas físicas (IRPF): Corresponde a lo que deberemos pagar de este impuesto en la Declaración de la Renta anual.
Anticipos
Anticipos: Un derecho más del trabajador. Se puede percibir anticipos de un trabajo si éste ya ha sido realizado y con la condición de que no supere el 90% de los devengos salariales.
Valor de los productos recibidos en especie
Valor de los productos recibidos en especie: Corresponde a las deducciones del punto F del apartado anterior que indica el salario acordado de recibirse como especie.
Otras deducciones
Otras deducciones: Se trata de cualquier cantidad que sea objeto de deducción y que no corresponda a los puntos anteriores. Por afiliación, por ejemplo, a un sindicato. Otro ejemplo es si el trabajador ha recibido un préstamo de la empresa, que también se podría deducir.
Deducciones en la nómina

Bases de cotización a la Seguridad Social y conceptos de recaudación conjunta y de la base sujeta a retención del IRPF y aportación de la empresa

En este apartado se calculan las Bases de cotización, a las que posteriormente se le aplica el Tipo de Cotización correspondiente al trabajador (%) para calcular la aportación de la empresa a la Seguridad Social.

Contingencias comunes
Contingencias comunes: La base de cotización por contingencias comunes es el resultado de la suma de la remuneración mensual del trabajador más el importe de prorrata de pagas extraordinarias.
Contingencias profesionales (Desempleo, formación profesional y fondo de garantía salarial)
Contingencias profesionales (Desempleo, formación profesional y fondo de garantía salarial): La base de cotización, en este caso, se calcula de la misma manera que el punto anterior pero se le suma el importe que corresponde a las Horas Extraordinarias.
Cotización adicional horas extraordinarias
Cotización adicional horas extraordinarias: La base de cotización por horas extraordinarias corresponde a la retribución que se hace por el trabajo efectivo realizado por encima de la jornada laboral ordinaria. Se diferencia de las horas extraordinarias por causas de fuerza mayor, ya que cotizan diferente.
Base sujeta a retención del IRPF
Base sujeta a retención del IRPF: Las retenciones del impuesto sobre la renta de las personas físicas, se ajustan según el salario y de condiciones específicas del trabajador (estado civil, grado de discapacidad, tipo de contrato, descendientes, entre otras).

¿Qué es el salario neto?

Lo que corresponde al concepto liquido total a percibir es la cantidad que nos ingresará la empresa en nuestra cuenta, el salario neto. Esto resulta de restar las deducciones al salario bruto (devengos salariales y no salariales).

Es importante entender cómo funciona una nómina para evitar cualquier tipo de confusión fiscal, así como para asegurarnos de que estamos percibiendo el importe que nos corresponde como trabajadores.

En Seguros Catalana de Occidente aconsejamos tener siempre claro qué porcentaje de los ingresos se lleva cada gasto que realizamos y establecer estrategias financieras como, por ejemplo, invertir en un seguro de ahorro que permita rentabilizar los ingresos para afrontar situaciones imprevistas, mejorar nuestra calidad de vida o invertir en un proyecto que deseemos realizar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *