16 ejercicios para la estimulación cognitiva

¿Te ha gustado este artículo?
Puntuación: 5 basado en 1 valoraciones
ejercicios de estimulación cognitiva
  • Es posible paliar el deterioro cognitivo a través de determinadas actividades.
  • ¿Cuáles son estos ejercicios y en qué áreas se trabaja con cada uno de ellos?
  • Aquí te explicamos algunos de los ejercicios de estimulación cognitiva y para qué sirve cada uno de ellos.

En ocasiones anteriores hemos tratado el tema del deterioro cognitivo, y de lo importante que es estimular el cerebro en su conjunto para tratar de frenarlo. Para hacerlo, existen ejercicios de estimulación cognitiva, que mediante actividades y juegos hacen que una persona practique gimnasia cerebral y el deterioro vaya más lento.

¿Sabías que algunos de estos ejercicios son juegos y que su efectividad es bastante alta? ¿Cuáles son los ejercicios y en qué áreas se trabaja con cada uno de ellos? En este artículo te explicamos cuáles son algunos de los ejercicios de estimulación cognitiva y para qué sirve cada uno de ellos.

¿En qué consiste la estimulación cognitiva en adultos mayores?

La estimulación cognitiva es un conjunto de actividades que ejercitan las funciones del cerebro. Estas funciones se pueden ver afectadas debido a la edad avanzada, a determinadas enfermedades o a no haber mantenido unos hábitos de vida adecuados, que llevan a un deterioro cognitivo en diversos grados.

Algunas de las áreas en las que se puede mejorar la estimulación cognitiva con ejercicios prácticos son las siguientes:

  • Memoria: el cerebro almacena momentos, experiencias, personas y sentimientos que vienen a la mente en determinadas ocasiones.
  • Atención: la capacidad para concentrarse en determinadas tareas sin que otras cosas distraigan a la mente de lo que está haciendo.
  • Control ejecutivo: actividades con las que nuestra mente planifica, organiza o toma decisiones. Entre ellas se encuentran el razonamiento o la capacidad para adaptarse a determinados cambios.
  • Orientación: la conciencia de uno mismo, del momento y el lugar en el que nos encontramos.
    Algunos ejemplos de orientación son saber hacia dónde nos dirigimos o cuál es nuestra edad.
  • Lenguaje: una de las funciones cognitivas que nos identifican como seres humanos. En ella se incluyen las expresiones faciales, la capacidad de expresar palabras de manera fluida y comprender las que dicen otros.

Estos ejercicios ayudan a paliarlo, pero no hace falta sufrir deterioro cognitivo para estimular nuestras capacidades mentales

Estimulación cognitiva: ejercicios prácticos

La buena noticia es que los ejercicios de estimulación cognitiva para adultos mayores son muy eficaces, y pueden ayudar a mejorar las capacidades que se hayan visto deterioradas. También ayudan a mantenerlas en buenas condiciones y prevenir un posible deterioro cognitivo, por lo que se recomiendan a personas que padecen alguna enfermedad, como Alzheimer en fase temprana.

Los ejercicios se programan de forma personalizada en función de las capacidades que se mantienen intactas y de cuáles han comenzado a deteriorarse. Teniendo esto en cuenta, veamos algunos ejercicios prácticos para cada función:

Ejercicios de estimulación cognitiva para la memoria

Una de las capacidades que empieza a deteriorarse primero debido a la edad es la memoria. Por eso es muy importante ejercitar la mente para que siga recordando, o para que no olvide con facilidad lo que almacena.

Estos ejercicios de memoria pueden ayudar:

  • Las parejas: Hay juegos de memoria que se pueden usar para hacer este ejercicio, que tienen fichas o cartas con dibujos, dos iguales de cada uno. El ejercicio consiste en ponerlas boca abajo e ir levantando de dos en dos, tratando de recordar dónde está cada una para recuperar las parejas e ir retirándolas de la mesa.
  • Recuerda palabras: Se lee durante un minuto una lista con varias palabras. Pasado algo de tiempo, la persona tiene que recordar tantas como le sea posible, tratando de que sea la lista completa.

Suscríbete a nuestra newsletter

¿Quieres recibir más consejos y novedades en tu email?

Actividades para trabajar la atención

Los ejercicios para estimular la atención dependen en buena medida del tipo de atención que se quiere trabajar, como la capacidad de concentración, la atención auditiva o la visual. Estos son algunos de los ejercicios más habituales:

  • Los números: Se le dicen a la persona una serie de números en voz alta, y después tiene que repetirlos, tanto en el orden que se le han dicho como a la inversa. En cada ronda se van añadiendo más números a la lista.
  • Atención lectora: La persona lee un texto y después deberá responder a algunas preguntas relacionadas con este. La dificultad de las preguntas puede ser mayor o menor, desde respuestas generales hasta detalles muy específicos.
  • Copia el dibujo: Se observa un dibujo, más o menos complejo, y después la persona debe dibujarlo con la mayor exactitud posible.

Ejercicios para mejorar el control ejecutivo

Al tratarse de capacidades esenciales, los ejercicios de estimulación cognitiva orientados al control ejecutivo se realizan a edades tempranas, para hacer que la mente mantenga su capacidad de razonar y decidir.

  • Relación de palabras: En una lista de palabras que se muestran por parejas, se debe decir lo que hay en común o qué diferencias hay entre los conceptos que definen.
  • ¿Qué harías?: Se le indica a la persona una situación que puede ocurrir en la vida real, y se pregunta cuál sería su reacción. ¿Se reiría o se enfadaría? ¿Se iría del lugar? ¿Cómo respondería? Además, debe explicar de la forma más completa posible el motivo de su respuesta.
  • Ordena la historia: Varias viñetas cuentan una historia, y se le dan a la persona de forma desordenada. Ella debe colocarlas en el orden correcto para que se cuente la posición coherente.

Ejercicios de velocidad de procesamiento

Ejercitar la mente con ejercicios de velocidad de procesamiento ayuda a mejorar el rendimiento mental y reducir el tiempo necesario para ciertas acciones cognitivas. Ejercicios como estos funcionan como gimnasia cerebral:

  • Señala el símbolo correcto: En una pizarra o un panel con símbolos dibujados, se le pide a la persona que señale lo más rápido posible los que coinciden con el que se le muestra en una ficha. Pueden ser formas geométricas, letras, números, dibujos, etc.
  • Tacha de la lista: Este ejercicio es similar al anterior, salvo que en lugar de señalar se deben ir tachando las figuras de una plantilla que coinciden con las que hay en la pizarra, en la menor cantidad de tiempo y con los menores fallos posibles.

Ejercicios de percepción

La percepción puede ser táctil, auditiva o visual, por lo que los ejercicios varían en función de lo que se quiere entrenar:

  • Señala el correcto: Se muestra un símbolo durante unos segundos, y después la persona tiene que localizarlo en una pantalla donde hay muchos más.
  • Copia el ritmo: La persona escucha varios sonidos según se tocan ciertas teclas. El ejercicio consiste en copiar la melodía mediante la secuencia de teclas y lo que dura cada una.

Gimnasia cerebral para la orientación

El deterioro cognitivo puede afectar de forma importante la capacidad de orientación, haciendo que sea peligroso el que alguien esté solo. Con estos ejercicios se puede mejorar:

  • Usa el mapa: De manera controlada, se deja a la persona en un lugar desconocido y se le da un mapa, con el que debe orientarse hasta llegar a un punto concreto.
  • Lee y responde: Se proporciona un fragmento de texto para leer, y después se deben responder algunas preguntas relacionadas con lo que sucede en cada momento, qué ocurre antes o después, dónde sucede, etc.

Estimulación cognitiva para el lenguaje

Esencial para comunicarnos, los ejercicios para cuidar la capacidad del lenguaje se utilizan tanto en adultos que sufren deterioro como en niños para que desarrollen sus habilidades.

  • Usa las letras: Se da una palabra formada por determinadas letras, y la persona tiene que crear nuevas palabras con las letras que contiene.
  • Palabras desordenadas: Se enseña una frase con las palabras desordenadas, y la persona debe ordenarlas para que la frase sea correcta.

La estimulación cognitiva para adultos mayores fomenta la autonomía y mejora su calidad de vida

Lo cierto es que no hace falta sufrir un deterioro cognitivo para hacer ejercicios que estimulen nuestras capacidades mentales. De hecho, muchos especialistas coinciden en que la gimnasia cerebral ayuda tanto a quienes sufren los efectos de la edad como a quienes no tienen ningún problema de deterioro.

En los casos en los que el cerebro está afectado por alguna enfermedad que merma sus capacidades, los ejercicios pueden ayudar a mejorar las capacidades, mantener la autonomía y disfrutar de una mejor calidad de vida. Siempre bajo la supervisión de un profesional cualificado.

El seguro Cosalud Bienestar Sénior de Seguros Catalana Occidente ofrece acceso a servicios de cuidado de la dependencia , que presta apoyo a personas mayores que necesitan estos ejercicios para frenar el deterioro cognitivo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte − 16 =