La salud y la enfermedad se sincronizan en la pareja