Nutrición y salud
distensión abdominal tratamiento

Distensión abdominal: tratamiento, causas y síntomas

Índice de contenidos

Seguro que en más de una ocasión has escuchado a alguien decir: “Me siento hinchado”. Esta sensación es un síntoma frecuente de la distensión abdominal que afecta al 15-30 % de la población, siendo además el más referido en los pacientes con problemas digestivos, según el estudio de la Revista andaluza de patología digestiva. Descubre todo sobre la distensión abdominal, desde qué es, sus principales causas y cómo prevenirla.

Qué es la distensión abdominal

La distensión abdominal, conocida de forma popular como el vientre hinchado, provoca una sensación de aumento de la presión abdominal que sucede cuando el tracto gastrointestinal está lleno de aire o gas. 

Puede estar acompañada de un agrandamiento visible del vientre, es habitual sentir que se ha comido en exceso y que no se tiene espacio en el estómago, sintiéndolo lleno o presionado. En algunas ocasiones puede resultar incómodo o doloroso.

Es un problema del aparato digestivo que se puede dar tanto en personas que tienen su peso idóneo como en aquellas que padecen sobrepeso. Sin embargo, la hinchazón del vientre es más evidente y fácil de reconocer en personas que tienen un peso bajo.

Posibles causas del vientre hinchado

Existen muchas causas posibles que provocan la distensión abdominal, pero estas son algunas de las más usuales

  • Acumulación de gases y aire. Los eructos y gases son dos maneras de expulsar el aire que hay en el cuerpo. Si estos tardan en salir pueden causar la hinchazón. Los gases pueden ser causados por una  mala absorción de carbohidratos o por una infección estomacal. También pueden ser provocados por tragar demasiado aire, algo común cuando se come o bebe demasiado rápido, al masticar chicle o fumar.
  • Indigestión. Esta molestia en el estómago es algo que la mayoría de personas experimenta de vez en cuando. Esta puede haber sido provocada por comer en exceso, tomar demasiado alcohol o medicamentos que irritan el estómago.
  • Síndrome del intestino irritable. Este síndrome afecta al intestino grueso y entre los síntomas que provoca se incluyen cólicos, dolor abdominal, diarrea o estreñimiento e hinchazón abdominal. 
  • Intolerancia alimenticia. Las personas que padecen intolerancias alimenticias, como la lactosa o el gluten, pueden padecer esta afección del vientre hinchado. Esto se debe a que su organismo no digiere bien esta sustancia y provoca diarrea, gases, vómitos o estreñimiento que acaban causando dicha afección.
  • Estreñimiento. Esto puede ser ocasional debido a una mala dieta, al estilo de vida o por una enfermedad. La acumulación de heces hace que los alimentos permanezcan más tiempo en el intestino y provoca su expansión para contener una cantidad adicional. Cabe destacar que, en la mayoría de personas, esto es de corta duración.

Tratamiento de la distensión abdominal

Si ocurre de forma continuada por más de una semana, existe un dolor persistente o se sumarán otros síntomas como fiebre, es recomendable acudir a un especialista urgente para un diagnóstico que determine la causa e iniciar un tratamiento. Cabe destacar que esta afección si se detecta a tiempo, no suele ser grave y que, por norma general, existen algunos consejos para evitar la distensión abdominal

Qué comer con distensión abdominal

En el caso de que esté causada por la dieta o el alcohol, se puede prevenir con determinados cambios en el estilo de vida. Entre ellos se incluye comer más fibra, esto hará que el sistema digestivo se recupere, además ayuda a promover las buenas bacterias del intestino. Beber suficiente agua para evitar que los alimentos sean demasiado duros y el proceso digestivo sea más largo.

Por otro lado, es recomendable evitar los alimentos procesados, puesto que son bajos en fibra y pueden provocar estreñimiento. Al ser bajos en nutrientes te dejarán con más hambre y esto te hará comer más, lo que agravará más el problema. 

Practicar la alimentación consciente también puede ayudar a evitar la distensión abdominal. Dedica tiempo a masticar más despacio y prestar atención a la sensación que tienes con respecto al hambre, esto hace que no ocurran algunas de las causas que provocan el vientre hinchado.

Ejercicios para eliminar la distensión abdominal

Combinar la alimentación con actividad física moderada es esencial para poder eliminar la distensión abdominal. Aunque la hinchazón puede hacer que las ganas de entrenar disminuyan o limitar algunos movimientos, pero algunos ejercicios son claves para ayudarte a conseguirlo. 

  • Criss cross. Túmbate en el suelo en posición de abdominales, pero eleva las piernas a 90 grados. Junta las manos tras la cabeza y flexiona rotando el torso para llevar el codo derecho a la rodilla izquierda. Regresa a la posición inicial y repite el ejercicio en sentido contrario. 
  • Plancha abdominal. Coloca los antebrazos en el suelo alineando los codos con los hombros, estira las piernas con un poco de separación. A partir de esta posición, eleva el cuerpo, dejando apoyado solo los dedos de los pies y antebrazos, asegúrate de tener la espalda recta. Mantén la posición durante unos segundos, descansa y repite.
  • Postura de la silla. Coloca los pies separados a la anchura de las caderas, flexiona las rodillas un poco y lleva las caderas hacia atrás como si fueses a sentarte en una silla. Extiende los brazos sobre la cabeza y mantén la posición un minuto.

Como puedes ver, la distensión abdominal puede ser provocada por numerosas causas, pero en todos los casos es recomendable seguir una dieta adecuada a las causas que lo provocan. Contar con la ayuda de un profesional en nutrición es clave para llevar un plan de alimentación que evite la aparición de los síntomas. Mejora tus hábitos y despídete de las molestias en tu vientre.

Escribe un comentario